21.9.14

déjame esta noche...

yo 
mantengo viva la creencia maltrecha, alimentándola como puedo con mis desvaídas razones.
las fantasias se deslucen. ya no sé creerme mis mentiras.
menos mal que el futuro aún parece proyectarse como una promesa indescifrable.
pero pronto este truco también llegará a su fin.
y en esta vida no existe el final apoteósico.
y tendré que acunar mis debilidades y miedos sin protección ninguna.
abrasando la piel quemada.
pero, de momento, aún puedo mirar al cielo nocturno, buscar alguna estrella, aún soy capaz de poner la música y soñar con personas sin rostros que llenan y apagan.
que son refugio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario